Compartir

Está ubicado en la zona de la frontera. Seis dotaciones de Bomberos y Defensa Civil trabajan en el lugar.

“La estructura era de madera y chapa y adentro tenía cocina y garrafa. Eso, sumado al viento y al calor, provocaron una destrucción inmediata. Ahora es una pila de escombros”, precisa Diego Diez, el responsable de Defensa Civil de la ciudad.

El humo negro y las llamas rojas consumen la estructura de madera del exclusivo parador “Watson” de Pinamar, ubicado en la zona de la frontera. Según se desprende de las imágenes, los turistas abandonan la playa a bordo de sus 4×4 y sus vehículos. Desde el interior del parador, los trabajadores intentan rescatar mesas y sillas sacándolas por las ventanas.

En comunicación con TN, el responsable de Defensa Civil de la ciudad, Diego Diez, pide que nadie regrese a buscar sus pertenencias y brinda algunos detalles acerca de la arquitectura del parador. “Las estructuras de los balnearios de Pinamar son de madera y tienen todos los tratamientos ignífugos, que son retardantes de fuego”, explica. A pesar de eso, el fuego no tuvo piedad. En pocos minutos el parador Watson quedó totalmente consumido por las llamas.

El episodio sucedió esta tarde, entre las 17 y las 18 horas, y todavía se desconoce qué motivó el fuego. Desde la cuenta de Twitter,los Bomberos Voluntarios de Pinamar informaron que se trata de un “incendio estructural” y que en el lugar ya estaban trabajando seis dotaciones de bomberos. “Las unidades Nº 4, 6, 10, 15, 16, 7004 están trabajando en un incendio de un parador en la frontera de Pinamar”, sostuvieron. Hasta el momento no se registran heridos.

La estructura del balneario quedó consumida (Diego Medina)

Según pudo saber Infobae, el parador Watson abrió este año, donde antes solía estar Kaialoha. Sin embargo, ya no quedan rastros. La destrucción es total. “La estructura era de madera y chapa y adentro tenía cocina y garrafa. Eso, sumado al viento y al calor, provocaron una destrucción inmediata. Ahora es una pila de escombros”, precisa Diego Diez a este medio desde el lugar de los hechos y asegura que las pericias para dar con las causas del incendio “van a llevar su tiempo”.

De acuerdo con el responsable de Defensa Civil de Pinamar, por su exclusividad, el parador Watson no abría todos los días sino viernes, sábados, domingos y lunes. En el lugar trabajaban cinco personas (el dueño, el hermano del dueño y tres empleados). Todos estaban en el interior del parador cuando se desató el fuego. Incluso, había varios comensales fueron evacuados sin problemas debido a que las llamas avanzaron de forma progresiva.

Para las 19 horas, aproximadamente, se presentó la máquina de la Municipalidad de Pinamar para terminar de extinguir el fuego. El lugar quedó encintado, una de las tareas de Defensa Civil, y según Diez “todavía tienen para una más de trabajo”.

La Frontera es una zona exclusiva de Pinamar (ubicada al norte de la ciudad balnearia) a la que se puede llegar, principalmente, con vehículos 4×4. Por tal motivo su acceso es exclusivo. En sus playas, amplias, suelen practicarse distintos deportes acuáticos y de motor.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

19 − 18 =