Compartir

Gral. Lavalle Firma convenio con la empresa FLUXA, quien sera la encargada de fiscalizar la velocidad en la ruta 11 y 56.

Son las Rutas 11 y 56 de Buenos Aires asiduas referencias de las crónicas periodísticas sobre estos hechos lamentables. Sucesos que disparan el debate de si este es un problema de educación vial o de fiscalización y multas.

La empresa de seguridad vial FLUXA inicia en estos días un programa que combina ambas tendencias.

Y lo va a aplicar en la localidad de General Lavalle, sobre la ruta 11.

El programa se realiza en el marco de un acuerdo con el municipio y comprende una etapa inicial denominada Fiscalización+Concientización.

Una media anual de cerca de 7.000 personas mueren en Argentina por esta causa.

En esta primer etapa, los radares móviles de la empresa se ubicarán en los puntos peligrosos de esa ruta y fiscalizarán violaciones de velocidad máxima y adelantamiento en doble linea amarilla.

Los infractores recibirán a partir de ahí notificaciones de amonestación sin multa.

Esta amonestación les recordará la infracción cometida y el riesgo comprometido, así como un detalle de los accidentes que se han producido en el pasado en ese punto. También les recordará el monto de la multa para estas infracciones.

La Fiscalización con multa se mantendrá, en tanto, en dos puntos de la ruta 11 y de la 56 que se consideran de alta peligrosidad.

Adicionalmente, tanto en los puntos de control con multa como en aquellos que son sin multa, ya se han realizado en días previos mediciones estadísticas de base sobre velocidad y adelantamiento.

Se podrá así realizar una medición comparativa de la reducción de las conductas de riesgo.

En algunos meses se dará por terminada la etapa de concientización y entonces todos los equipos comenzarán a multar a los infractores.

Fluxa exhibe como referencia un espejo donde mirarse. En poco más de doce años, España pasó de números similares a los de Argentina (7.100 muertos anuales) a cifras mucho mas bajas apenas superiores a los 1.800 (estadística 2018).

Y todo eso sólo con educación vial y equipamiento electrónico de fiscalización y multas.

En General Lavalle se iniciará un programa que hay que seguir de cerca.

Los números van a permitir seguramente darse cuenta si este proceso de concientización es un programa para copiar y replicar.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *